Las principales exportaciones de Estados Unidos a México

Las principales exportaciones de Estados Unidos a México en 2017 fueron los aceites ligeros; partes de computadoras y accesorios; productos refinados del petróleo; procesadores y controladores, y motores diésel de combustión interna.

Por otro lado, las principales importaciones estadounidenses de México incluyeron vehículos de motor para pasajeros; ordenadores; vehículos de motor para el transporte de mercancías; petróleo crudo; equipo de telecomunicaciones, y aparatos de recepción de televisión en color.

En 2017, México fue el tercer socio de comercio de mercancías bidireccional de un solo país de Estados Unidos.

Ahora bien, el comercio total de mercancías de doble vía aumentó 6.4% a 557,000 millones de dólares en 2017, lo que representó 14.3% del comercio de Estados Unidos con el mundo.

En forma desglosada, las exportaciones estadounidenses de mercancías a México totalizaron 243,000 millones de dólares en 2017, y las importaciones estadounidenses desde México sumaron 314,000 millones.

Consecuentemente, el déficit de comercio de mercancías resultante de 71,000 millones de dólares aumentó 6,700 millones en comparación con 2016.

También México fue el sexto socio comercial más grande de Estados Unidos en servicios después de Alemania.

Exportaciones, en su otra vertiente

Las exportaciones estadounidenses de servicios a México aumentaron 3.9% (1,200 millones de dólares) y las importaciones desde México aumentaron 7% (1,700 millones) en 2017, lo que resultó en una reducción del superávit comercial de servicios de Estados Unidos con México a 6,600 millones en 2017.

Después de la conclusión de un programa piloto para abordar el transporte transfronterizo entre los Estados Unidos y México en virtud del Tratado de Libre Comercio de América del norte (TLCAN), la Administración Federal de Seguridad de Autotransportes (FMCSA) comenzó a aceptar solicitudes de autotransportistas mexicanos interesados ​​en realizar operaciones de larga distancia más allá de las zonas comerciales de Estados Unidos.

Finalmente, en 2017, los informes de la FMCSA mostraron que los registros de seguridad de los autotransportistas de propiedad mexicana o con domicilio en México superaron los de los transportistas estadounidenses.