Jueves, 17 Agosto 2017 13:34

EU pone la mesa para una difícil negociación

En el inicio de las pláticas para actualizar el acuerdo, el gobierno de Trump parte de la idea de que su país ha sido víctima, frente al optimismo de México y Canadá por modernizarlo.

Washington, DC. La primera ronda de negociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) comenzó este miércoles con diagnósticos y visiones opuestas entre los ministros de comercio de México, Estados Unidos y Canadá.

“Para innumerables estadounidenses, este acuerdo ha fracasado. No podemos ignorar los enormes déficits comerciales, los trabajos manufacturados perdidos, los negocios que han cerrado o se han movido debido a los incentivos -previstos o no- en el acuerdo actual”, dijo Robert Lighthizer, representante comercial de Estados Unidos.

En contrapunto, Ildefonso Guajardo, secretario de Economía de México, reviró: “El TLCAN ha sido un éxito rotundo para todas las partes (...) No nos confundamos: nuestro primer reto es encontrar el punto medio entre intereses comunes para los tres países”.

Desde otro frente, Chrystia Freeland, ministra de Relaciones Exteriores de Canadá, afirmó: “Creemos que, al igual que las buenas bardas hacen buenos vecinos, un buen mecanismo de solución de controversias hace buenos socios comerciales”.

Sin embargo, Lighthizer insistió una vez más: “Las disposiciones de solución de controversias deben ser diseñadas para respetar nuestra soberanía nacional y nuestros procesos democráticos”.

Freeland hizo alusión a la pretensión de Lighthizer de eliminar el Capítulo 19 del TLCAN, que fue plasmado a iniciativa de Canadá y el cual permite el establecimiento de un mecanismo de solución de controversias en materia de cuotas antidumping y compensatorias.

La canciller también llamó a hacer más “progresista” el acuerdo, con provisiones sobre trabajo, equidad de género y protección a poblaciones autóctonas.

Para demostrar su versión de los efectos negativos del TLCAN, Lighthizer adujo que “los números están claros”. Arguyó que el gobierno de Estados Unidos ha certificado que al menos 700,000 estadounidenses han perdido sus empleos debido a los cambios en los flujos comerciales resultantes del TLCAN. “Muchas personas creen que el número es mucho, mucho más grande que eso”, agregó.

En 1993, cuando se aprobó el TLCAN, Estados Unidos y México experimentaron un comercio relativamente equilibrado. Sin embargo, desde entonces, Estados Unidos ha tenido déficits comerciales persistentes, en el último año, por un total de casi 57,000 millones de dólares.

Sólo en el sector automotriz, Estados Unidos tiene un déficit de 68,000 millones con México. “Miles de trabajadores de fábrica estadounidenses han perdido sus empleos debido a estas disposiciones”, dijo Lighthizer. En los últimos años, prosiguió, ha habido alguna mejora en la balanza comercial estadounidense con Canadá; pero, en la última década, el déficit estadounidense de bienes superó los 365,000 millones de dólares.

“Las opiniones del presidente (Donald Trump) sobre el TLCAN, que comparto por completo, son bien conocidas. Quiero ser claro: él no está interesado en meros retoques de algunas disposiciones y un par de capítulos actualizados. Sentimos que el TLCAN ha fracasado fundamentalmente para muchos, muchos estadounidenses, y necesita mejoras importantes”, concluyó el representante comercial de la Casa Blanca.

En una carta previa dirigida a Lighthizer, la Secretaría de Economía de México argumentó que la mayor parte de los productos comercializados entre los tres países es insumos, componentes y partes utilizadas a lo largo de una cadena de producción regional para producir bienes terminados que se consumen internamente o se exportan a mercados globales.

Del volumen comercial de México con Estados Unidos, 80% se encuentra en productos intermedios (56%) y bienes de capital (24 por ciento).

El colofón de Guajardo: “Para que un acuerdo sea exitoso, tiene que funcionar para todas las partes involucradas. De otra forma, no es un acuerdo. Por ello, México está comprometido a lograr un acuerdo ganar-ganar-ganar, para los tres países (...) Viene a esta negociación con el objetivo de tener un rol constructivo y proactivo”.

Fue la misma línea que trazó Freeland: “Tenemos un poderoso interés compartido en llegar a acuerdos mutuamente beneficiosos”.

Intercambian textos de propuestas

Washington, DC. Las delegaciones de México, Estados Unidos y Canadá comenzaron este miércoles a intercambiar los textos que cada una propone para actualizar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

La primera ronda se lleva a cabo en el Hotel Marriott Wardman Park y se extenderá hasta el domingo, días en los que las delegaciones continuarán con la entrega mutua de los textos propuestos, de conformidad con los temas programados.

El contenido de esos documentos no es público, de modo que se irá perfilando por las declaraciones de los ministros de Comercio o los jefes de las delegaciones, aunque Ildefonso Guajardo, secretario de Economía, comentó que se divulgarán todos y cada uno de los capítulos del TLCAN, conforme se vayan cerrando.

Como un primer esbozo, en este mismo lugar, Robert Lighthizer, representante comercial de Estados Unidos, dijo que los tres países deben modernizar o crear disposiciones que protejan el comercio digital, de servicios, electrónico y en general; actualizar los procedimientos aduaneros; proteger la propiedad intelectual; mejorar las disposiciones sobre energía; mejorar las normas de transparencia, y promover el comercio agrícola basado en la ciencia.

“En cada una de estas áreas, esperemos que desarrollemos provisiones modelo que se puedan usar en los próximos años y que tengan la flexibilidad necesaria para adaptarse a futuras innovaciones que ni siquiera podemos imaginar en este momento. Ésta es una parte importante de nuestro proceso”, planteó.

México asiste con un equipo de 30 especialistas en negociaciones comerciales encabezados por Guajardo, y los negociadores Kenneth Smith Ramos y Juan Carlos Baker.

El equipo negociador canadiense está integrado por 75 delegados de los ministerios de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional, Agricultura, Finanzas, Cambio Climático y de Energía, así como de oficinas de migración, seguridad fronteriza y transporte.

No se precisó el número de integrantes de la delegación estadounidense, pero normalmente es una de las más grandes en las negociaciones de acuerdos internacionales.

 

 

istanbul evden eve nakliyat istanbul evden eve nakliyat Şehirlerarasi evden eve nakliyat
istanbul evden eve nakliyat uluslararası evden eve nakliyat ev eşyası depolama ofis taşımacılığı sosyal güvenlik
şehirlerarası evden eve nakliyat evden eve nakliyat şehirlerarası evden eve nakliyat evden eve nakliyat şirketleri ev eşyası depolama istanbul nakliyat 3d film indir
evden eve nakliyat şirketleri ofis taşımacılığı evden eve nakliye evden eve nakliyat firmaları şehirlerarası evden eve nakliyat